El conflicto legal entre la banda británica y el sello discrográfico, unidos desde 1967, surgió por la venta de canciones en Internet

Londres (DPA). La legendaria banda británica Pink Floyd demandó hoy en Londres a la discográfica EMI para que sus canciones no se vendan separadas en Internet, sino integradas en su álbum completo.
El proceso girará entre otros temas en torno a si EMI puede vender temas separados online, pese a que un contrato prevé que todos las canciones en su conjunto pertenecen a los álbumes, expresó el abogado Robert Howe. Asimismo se discutirá el cálculo sobre los honorarios para la venta online.
Howe aseguró que, de acuerdo con el contrato, EMI no tiene derecho a vender canciones por separado o en otra configuración que no sea la de los álbumes originales.
EMI argumenta en cambio que la cláusula de contrato se refiere solamente a los álbumes en sí, pero no a las canciones online. La banda se encuentra en EMI desde 1967. Su disco “Dark Side Of The Moon” de 1973 se encuentra entre los más vendidos de todos los tiempos.

Via : El comercio